¿Cuál es la diferencia entre paro cardíaco e infarto?


Los términos de paro cardíaco e infarto se utilizan habitualmente de forma alternativa, aunque en realidad se refieren a dos problemas médicos muy distintos. Un paro cardíaco se refiere a un mal funcionamiento del corazón, mientras que un infarto es un problema circulatorio. Para ayudar a distinguir entre ambos, explicaremos las diferencias entre un paro cardíaco y un infarto.

¿Qué es un paro cardíaco?

Un paro cardíaco es cuando el corazón repentinamente deja de latir, normalmente como consecuencia de un problema con los impulsos eléctricos del corazón. Ello, cuando deja de latir y de bombear sangre al cuerpo: esto lleva a que el cerebro no reciba oxígeno, y si no se trata será fatal.

Síntomas:
Normalmente no existen síntomas previos a un paro cardíaco. Si alguien repentinamente colapsa y entra en paro cardíaco, la persona estará:

  • Inconsciente
  • No reponde
  • Deja de respirar o no respira de forma normal

Tratamiento:
Si cree que alguien ha entrado en parada cardíaca, llame a Emergencias inmediatamente e inicie un procedimiento de RCP. Si hay otra persona con usted, envíela a por un desfibrilador. El paciente tendrá un 70% de posibilidades de supervivencia si el desfibrilador se tiene a mano dentro de los primeros 3 minutos desde la parada cardíaca. Sin embargo, por cada minuto que pasa, las posibilidades de supervivencia disminuyen en un 10%.

¿Qué es un infarto?

Un infarto, también conocido como infarto de miocardio, es cuando el suministro de sangre al corazón se detiene de forma repentina, normalmente ocasionado por un coágulo que bloquea el flujo de sangre. Una falta continuada del flujo de sangre al corazón puede dañar de forma importante el órgano y terminar siendo fatal.

Síntomas:
Existen varios síntomas que una persona puede experimentar si está sufriendo un infarto. Entre ellos se incluyen:

  • Dolor en el pecho (la sensación es que el pecho está siendo apretado o bajo un objeto pesado, y dicha sensación se puede irradiar a otras áreas del cuerpo)
  • Falta de respiración
  • Sensación de debilidad o mareo
  • Sensación de ansiedad

Habitualmente se produce una combinación de los síntomas anteriores, lo que indica un infarto.

Tratamiento:
Si cree que alguien está sufriendo un infarto, llame a Emergencias inmediatamente. El tomar una aspirina de 300mg para adelgazar la sangre también puede ayudar (siempre que la persona no sea alérgica a este medicamento).

Paro cardíaco vs. infarto

A pesar de que el paro cardíaco y el infarto se refieren a condiciones diferentes, existe un vínculo entre las dos. El paro cardíaco repentino puede producirse después de un infarto o incluso durante la recuperación; aunque la mayoría de los infartos no conducen a un paro cardíaco, tienden a aumentar al riesgo de padecer uno.

Tanto el paro cardíaco como el infarto son emergencias médicas y exigen una respuesta inmediata. Si desea aumentar las probabilidades de supervivencia de sus compañeros de trabajo o alumnos respecto a dichos problemas, póngase en contacto con nosotros para evaluar la posibilidad de instalar un desfibrilador en sus escuela o lugar de trabajo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *