¿Qué es un Desfibrilador Externo Automático (DEA)?


Si se pregunta qué es un DEA, y por qué Cardiac Science desea que sean tan comunes como un extinguidor de incendio, no es el único. En el centro de nuestra misión para convertir entornos como los centros de trabajo, escuelas, y comunidades sitios seguros para el corazón, más personas que nunca se preguntan qué hacen los DEA. Entonces, ¿Qué es exactamente un DEA?

¿Qué representan sus siglas?

DEA representa por sus siglas un Desfibrilador Externo Automático no se preocupe, es mucho más sencillo utilizarlo que decirlo.

¿Qué es un desfibrilador?

Un Desfibrilador Externo Automático es un dispositivo que suministra una descarga eléctrica de alta energía a través del corazón de una persona que experimenta un paro cardíaco súbito. Esta descarga eléctrica se conoce como desfibrilación y su objetivo es devolver el corazón a su ritmo normal.

¿Cómo funciona?

Los desfibriladores funcionan de forma muy intuitiva, lo que significa que la persona que lo utiliza no necesita tener una formación específica para lograr salvar una vida. Cuentan con instrucciones vocales, paso a paso, y habitualmente incluyen diagramas que le guían a través del proceso de uso.

Si sospecha que alguien está sufriendo un paro cardíaco, debe llamar a Emergencias inmediatamente o, aún mejor, conseguir que alguna persona los llame mientras usted manipula el desfibrilador.

Para comenzar el rescate, debe levantar la tapa o pulsar el botón de inicio en su desfibrilador. Se le indicará colocar los electrodos sobre la piel desnuda del paciente, asegurándose que los coloca en el lugar correcto. Las imágenes en los parches le indicarán dónde colocarlos.

A continuación, el dispositivo leerá y analizará la actividad eléctrica del corazón. El DEA reconoce automáticamente un ritmo que necesita una descarga eléctrica. Si identifica que puede ayudar, le señalizará que pulse el botón de descarga – aunque no ha de pulsar nada en los modelos de DEA completamente automáticos. La descarga eléctrica puede devolver el corazón a su ritmo normal.

Si el desfibrilador le indica que “no se necesita una descarga eléctrica”, continúe con la maniobra de RCP y siga con las instrucciones posteriores del dispositivo hasta que lleguen los servicios de emergencia.

¿Qué tipos de desfibrilador existen?

Existen dos tipos principales de DEA, semiautomático y completamente automático.

Un DEA semiautomático le indicará al usuario suministrar un descarga eléctrica a un paciente al pulsar un botón en el dispositivo. Alternativamente, un DEA completamente automático suministrará la descarga eléctrica de forma automática sin ninguna intervención del usuario.

¿Cómo elegir un DEA?

En una situación de emergencia el factor más importante es el tiempo -cada segundo cuenta. De hecho, cuando se produce un paro cardíaco súbito, las probabilidades de supervivencia disminuyen en un 10% por cada minuto que pasa sin desfibrilación.

En los DEA semi-automáticos la persona realizando el rescate es quien está en control de pulsar el botón que suministra la descarga eléctrica a la víctima si se ha detectado un ritmo cardíaco que lo requiere. Esto puede ser deseable ya que permite a la persona que realiza el rescate asegurarse que no haya nadie en contacto con el cuerpo del paciente en el momento de administración la descarga, porque en efecto el DEA no es capaz de detectar si hay alguna otra persona tocando al paciente. El personal con formación médica suele preferir los DEA semi-automáticos. Posteriormente a la colocación de los parches y del análisis del corazón (garantizando que se ha detectado un ritmo cardíaco que requiere una descarga eléctrica), un DEA completamente automático administra la descarga al paciente sin intervención humana. La persona que realiza el rescate solo necesita asegurarse que no haya nadie tocando al paciente cuando se administra la desgarga. Los DEA totalmente automáticos se suelen preferir en comunidades, escuelas, sitios de trabajo, etc.

Si no está seguro si necesita un DEA semi-automático o completamente automático, póngase en contacto con Cardiac Science para mayor información.

Descubre más sobre nuestros productos

¿Por qué son necesarios los DEA?

Un paro cardíaco súbito se considera una emergencia médica y exige una acción inmediata, de lo contrario puede resultar fatal. De hecho, las enfermedades del corazón (CVD, sus siglas en inglés) representan la primera causa de mortalidad en España, provocando más de 125.000 muertes cada año.

Por estas razones, es esencial que en el caso de una emergencia, exista un DEA a mano: ello puede significar la diferencia entre la vida y la muerte para una persona. Por esta razón, en Cardiac Science hacemos todo lo posible para ayudar a las personas a tener un DEA en sus hogares, escuelas, oficinas, centros comerciales y mucho más.

Posted on October 15, 2019

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *